Spondylus

CANAL NEUROVASCULAR: RIÑON Y VEGIJA

CHACRA: 3ER

EL ORO INCA

MIEDO – INSEGURIDAD – VULNERABILIDAD
BRINDA LA PROTECCION Y LA CONFIANZA DE ESTAR EN LOS BRAZOS DEL PADRE, CUBIERTOS POR SU MANTO
IDEAL CUANDO ESTAMOS CON PROBLEMAS YA SEA DE SALUD, CON LOS HIJOS, O ECONOMICOS Y PENSAMOS QUE ESTAMOS ATRAPADOS Y SIN SALIDA.
TE PERMITE CONECTARTE CON LA ESENCIA Y RECIBIRM ESPECIALMENTE EN EL SUEÑO, LAS RESPUESTAS A TODOS LOS INTERROGANTES Y LAS VIAS DE SOLUCION DEL INCONVENIENTE QUE TENGAMOS.
ABRE A LA INTUICIÓN
CLARIAUDIENCIA
EN LOS SANADORES GENERA DON DE CIENCIA – NO SABEMOS LA RAZON, PERO SABEMOS CUAL ES EL PADECIMIENTO DEL PACIENTE. PARA PROBLEMAS RESPIRATORIOS, DESINFLAMACION, MEJORA LA VISTA, CONTRACTURAS MUSCULARES

CONECTA EL CIELO CON LA TIERRA.

En la visita a la Catedral de Quito, nuestro guía Kurt nos explicó que sobre las sillas del Altar Mayor habían esculpidas conchas marinas pintadas de color rojo intenso, y que éstas representaban las conchas del spondylus princeps, un molusco sagrado para los antiguos pueblos precolombinos, que revestían de santidad a los sacerdotes católicos, y conectaban los ritos incas con la nueva religión católica. Al grupo de prensa que atendía a la explicación del guía nos sorprendió el hecho de que los colonos españoles, sabiendo que los indígenas utilizaban la concha del molusco como moneda, los recogían y los intercambiaban por oro.

Pero la historia del spondylus va más allá de este episodio. Antes de la llegada de los colonizadores a América, y del encuentro entre los dos pueblos, el spondylus simbolizaba la gran importancia que los antiguos pueblos precolombinos sentían por la naturaleza. Desde sus dioses, encabezados por la Pachamama (la madre Tierra) junto al dios Sol, la diosa Luna o los espíritus de las montañas (como nos recordaron en la visita al volcán Cotopaxi, por ejemplo) eran reflejo de que todos los fenómenos naturales regían la vida diaria de los amerindios.Se han encontrado restos de la concha en el norte de la costa pacífica de México hasta el Sur de las chilenas) en toda América paralelo al desarrollo de la cultura inca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *